Escorts

 
 
 
 
 
 
 

Pagina 3 de 7

POR: Manuel
VOTOS: | VISITAS: 1645 | 21-09-2007 00:57:48

El Pub

y estaban casados desde hacia ocho. A ella ya le 
he descrito; él era un mocetón alto y macizo, de 
un fí-sico agradable y una mirada franca y sincera. La 
verdad es que los cuatro nos caímos fenomenal y que 
una corriente de atracción y simpatía se estableció de inmediato 
de nosotros. Julio nos indicó que, mientras Sandra nos guiaba, El 
se encargaba de llevar el champán, ya que los camareros 
no entraban allí, por discreción, y cada uno debía llevarse 
su bebida. "El Salón", así se llamaba, era una pieza amplia, 
con mesas esparcidas bastante alejadas unas de otras, con espacio 
para poder bailar, todo en penumbra y con una agradable 
música de fondo. Nos guió Sandra hasta un rincón apartado. Llegó 
Julio con el champán y nos sentamos. Bebimos, charlamos y 
no tardó nada Julio, sin cortarse un pelo, en decirnos 
que cuando entramos en el local enseguida le llamó la 
atención la belleza de Mª Carmen y que, cuando nos 
sentamos arriba, la visión de las piernas de ella le 
había descontrolado completamente. Mientras Julio se explicaba, miré a Mª 
Carmen y, a pesar de la semi obscuridad, noté su 
nerviosismo y excitación y, conociéndola como la conozco, supe que 
sus bragas empezaban a humedecerse. Julio la invitó a bailar. Se 
levantaron; se abrazaron, los brazos de ella en su cuello 
y los dos de Julio rodeándola toda y, completamente pegados, 
meneándose suavemente se alejaron. Las manos de el recorrían los 
brazos de ella, acariciaban su espalda y después bajaron hasta 
su culo. Sandra y yo, contemplando aquello, sentimos como subía nuestra 
temperatura de inmediato y empe-zamos a acariciarnos y besarnos. Saqué 
su pecho, pequeño pero turgente y hermoso; lo acaricie, lo 
so-bé y besé sus pezones mientras ella ponía su mano 
sobre mi verga que, erecta, me dolía al estar ence-rrada. Metí 
la mano entre sus muslos entreabiertos, aparte el pequeño tanga 
que llevaba y…! Oh sorpresa! Su "coñito" estaba completamente depilado. 
En mi imaginación se despertaron de inmediato todas mis fantasías 
eróticas mas recurrentes que eran, precisamente, las de "comerme" un 
coño depilado. Al sentir mi mano en su "chochito", me la 
cogió con fuerza con las suyas, me la apretó sobre 
su sexo y, cerrando sus piernas fuertemente, empezó a contraer 
rítmicamente su vientre y sus muslos, jadean-do, hasta que humedeció 
mi mano con su corrida. Me confesó que era su 
forma de masturbarse, desde que era jovencita y no se 
atrevía a meterse el dedo. Seguí acariciando suavemente su maravilloso cuerpo 
y mientras la otra pareja seguía con su magreo, le 
conté mi idea sobre introducir en la relación de Mª 
Carmen y mía, la variante del intercambio de parejas. Que 
nunca lo habíamos realizado y que quizá aquella era la 
mejor ocasión para hacerlo con ellos. Me contestó que tampoco ellos 
habían llegado nunca al intercambio pese a que, en alguna 
fiesta, ha—bían tenido algún escarceo con otras parejas pero sin 
pasar de caricias y algún beso furtivo. También creía que 
aquella era una buena ocasión y pensaba que Julio no 
...



Su opinion es importante para los autores de los relatos, por favor deje su opinion y su puntaje del relato, solo le tomara 1 minuto y ayudara a que la gente que crea los relatos puedan mejorarlos.
Gracias.

Comentarios del Relato (0) Comentarios : (0)
Agregar este relato a FavoritosAgregar a Favoritos
Reportar Relato Reportar Relato
Enviar este Relato a un amigo Enviar este Relato a un amigo

¿Que te parecio?

Excelente
Bueno
Regular
Malo
Muy Malo


NO A LA PORNOGRAFIA INFANTIL

Si buscas a las mejores ESCORTS  las  encontraras  en este Link: www.tusencantos.com.ar