Escorts

 
 
 
 
 
 
 

Pagina 21 de 22

POR: Arkantos
VOTOS: | VISITAS: 3199 | 21-11-2007 11:10:20

Mi querida profesora

sobre los labios de la desnuda profesora un torrente de 
cremosa leche caliente. -¡¡Aaaaaahhhhh…me corro…ahhhhh….!!- jadea Lucy, corriéndose toda sobre la 
boca de Cristina, que bebe con auténtica pasión, tragando todo 
lo que puede. Lucy se derrumba, satisfecha, sobre la hamaca, con 
los brazos colgando por fuera. Cristina permanece a su lado, 
sentada en la misma hamaca, pero pronto alcanza con una 
mano la otra hamaca y la junta con la ocupada 
por Lucy, formando una especie de cama más ancha y 
continua. En medio de los jadeos de Lucy, Cristina se 
acuesta junto a ella, en la otra hamaca, y empieza 
a acariciarle el pelo a la joven. -Lucy…Lucy…- susurra Cristina. Lucy 
la mira. Lo que ve en la cara de su 
amada profesora es deseo y pasión apenas contenida. “Debe estar 
totalmente cachonda”- piensa Lucy- Está tan cachonda, que solo quiere 
correrse. Con esa mirada derrotada me está suplicando que la 
lleve al orgasmo. La verdad es que parece necesitarlo.” Y como 
para corroborar sus pensamientos, Cristina añade, con un tono suplicante: -Por 
favor, Lucy, por favor… La joven sonríe. Se vuelve hacia su 
profesora, la abraza con ternura, acariciando toda su espalda, sintiendo 
sus pechos de mujer de treinta y tantos aplastando los 
suyos de jovencita, oliendo su perfume, oliendo su deseo, oliendo 
su sudor. -Lucy…oh, Lucy- susurra Cristina. Y Lucy la besa. La 
besa en la boca como no la  ha besado 
antes, como en realidad nadie la ha besado nunca. Un 
beso largo, muy, muy largo. Un beso profundo como el 
océano y salado como sus aguas oscuras. -¡Mmmmmmmmmm!- gime Cristina, con 
los ojos muy abiertos, sintiendo que su sexo escapa a 
todo control. Cree que el beso terminará pronto, pero no 
es así. Se prolonga, casi hasta el infinito. Un beso 
tan largo que la deja sin habla, sin fuerzas, sin 
voluntad. Los ojos de  la profesora se van cerrando, 
poco a poco, hasta ser casi una invisible raja. Lucy 
la continúa besando. Cristina cree que va a correrse allí 
mismo, tan cachonda se siente. Pero no ocurre eso. Lucy 
separa al fin sus labios de los labios de su 
profesora…solo para volver a besarla de nuevo, con redobladas fuerzas. -¡¡Mmmmmmmmhhh!!- 
gime Cristina de nuevo. Ahora, Lucy acompaña su beso con 
una decidida penetración a cargo de dos de sus dedos 
en el coño de su profesora. Los dedos entran y 
salen varias veces del coño de Cristina y al hacerlo, 
acarician con dulzura el clítoris endurecido de ésta. Es suficiente. 
Cristina no tarda mucho en correrse. Eyacula despacio y sin 
prisas, corriéndose en medio de deliciosos gemidos de  placer 
ahogados por los besos de Lucy, que la besa, la 
besa y la vuelve a besar en la boca. -¡¡Ooooohh…Lucy…ahhhhhh…es maravilloso…ahhh!!- 
jadea Cristina, cuando la boca de Lucy se lo permite. 
Al fin, el orgasmo remite y Cristina es ahora la 
que se derrumba, sonriente y satisfecha, sobre la hamaca. Las dos 
mujeres permancecen la una al lado de la otra durante 
bastante tiempo, sin hablar. El cielo se ha ido cubriendo 
...



Su opinion es importante para los autores de los relatos, por favor deje su opinion y su puntaje del relato, solo le tomara 1 minuto y ayudara a que la gente que crea los relatos puedan mejorarlos.
Gracias.

Comentarios del Relato (0) Comentarios : (0)
Agregar este relato a FavoritosAgregar a Favoritos
Reportar Relato Reportar Relato
Enviar este Relato a un amigo Enviar este Relato a un amigo

¿Que te parecio?

Excelente
Bueno
Regular
Malo
Muy Malo


NO A LA PORNOGRAFIA INFANTIL

Si buscas a las mejores ESCORTS  las  encontraras  en este Link: www.tusencantos.com.ar